MINDFULNESS PARA NIÑOS Y ADOLESCENTES

El mindfulness desarrolla la habilidad de prestar atención al momento presente, de desarrollar de forma consciente los talentos, la empatía, la atención y la gestión emocional.

Metodología
Eline Snel desarrolló este método basándose en experiencias prácticas, en coordinación con colegios, instituciones y prácticas privadas individuales. Es un entrenamiento metódico diseñado específicamente para niños y adolescentes. Fundamentado en pruebas, basado en el entrenamiento para la reducción del estrés (Programa MBSR) de Jon Kabat-Zinn.

este entrenamiento no sólo impacta en ellos, también lo hace en su familia

Ayuda a que los niños crezcan interiormente. Cultivan el incremento de cualidades como atención, concentración, paciencia, empatía, control emocional, comunicación, amabilidad y tolerancia. De este modo pueden manejar mejor situaciones de su día a día enfocando su atención tanto en su mundo interno y externo.

Es adaptable a cualquier enseñanza, institución o consulta privada.

Puede trabajarse desde diferentes asignaturas en ejercicios cortos que se les facilitan a los profesores o en casa con sus padres y hermanos.
Actualmente los niños necesitan saber cómo pueden calmar una mente llena de pensamientos, preocupaciones, permitir que sus sentimientos estén ahí aceptándolos tal como son, poder desarrollar la comprensión hacia las reacciones de los otros y a las suyas propias, pero sobre todo cómo ser ellos mismos.